Gestión del Rendimiento: Desafíos y retos en la Gestión Pública

Todas las personas que trabajamos al servicio del Estado nos llamamos servidores públicos, por el carácter de servicio que brindamos a la ciudadanía, así como por las funciones y tareas que realizamos. Por eso, la reforma del Servicio del Estado tiene el objetivo de mejorar la calidad y oportunidad de los servicios que se prestan a la ciudadanía. Asimismo, busca mejorar el desempeño de los servidores, a través de su profesionalización, la instauración del principio de mérito y el ordenamiento de las reglas que regulan los deberes y derechos de los servidores.

En la última década, el Estado ha realizado esfuerzos significativos para mejorar e implementar políticas públicas que modernicen el sector estatal. En un principio, se habló de “gestión por resultados”, que permitió centrar la gestión del sector público solo en el resultado final más que en enumerar una serie interminable de actividades o acciones que no dejaban en claro cuál era el objetivo a alcanzar; actualmente este concepto requiere ser complementado con un proceso de actualización y fortalecimiento permanente de las capacidades del servidor para poder enfrentar los retos y desafíos en la gestión de la administración pública, usando el término “mejora continua”.

La Gestión del Rendimiento (GdR) busca identificar, reconocer y promover el aporte de los servidores civiles a los objetivos y metas institucionales. Asimismo, permite evidenciar las necesidades de capacitación requeridas para el mejor desempeño del servidor de acuerdo al puesto que ocupa. La GdR se implementa a través de un ciclo constituido por cinco etapas: Planificación, Establecimiento de Metas, Seguimiento, Evaluación y Retroalimentación. En la actualidad, nos encontramos en la segunda fase: Desarrollo y Consolidación, por lo que el SERNANP progresivamente implementará este Subsistema a nivel nacional.

Este proceso beneficia a la entidad y a los servidores. Como institución fortalece la planificación estratégica, ofrece estímulos que impacten en el resultado y mejora la comunicación interna. En el caso de los servidores, permitirá orientar mejor nuestras capacidades, obtener una retroalimentación de nuestro trabajo y acceder a una capacitación adaptativa.

Nosotros, hemos asumido el compromiso de implementar el Subsistema de Gestión del Rendimiento desde la Fase Piloto (2016), porque creemos en la importancia de identificar las oportunidades de mejorar y reconocer el aporte de todos los trabajadores al logro de las metas y objetivos de nuestra Institución.

Este es un proceso complejo pero para el Ciclo de GdR 2017-2018, hemos incluido a cinco Áreas Naturales Protegidas (ANP) que se encuentran en Fase Piloto, lo cual nos ha permitido establecer una estrategia para continuar con la implementación. Para el siguiente Ciclo de GdR, un total de 18 ANP y Unidades Operativas Administrativas se sumarán a este proceso con el único propósito de conseguir mejores avances cualitativos y cuantitativos de la gestión.

Además, recalcar el compromiso de los servidores para la correcta ejecución de actividades que la UOF de Recursos Humanos organiza en los plazos establecidos. Por ello, en el marco del Ciclo de GdR 2017-2018, es necesario reafirmar nuestros compromisos y cumplir con la primera reunión de seguimiento que ya está próxima. Finalmente, recordarles que el Subsistema de Gestión del Rendimiento, herramienta valiosa en la toma de decisiones, ya está institucionalizado en el SERNANP y año tras año iremos implementando el proceso, por lo que se requiere del compromiso y la voluntad de todos nuestros colaboradores.

 

Secretaría General
SERNANP